Primeros cuidados del bebé al llegar a casa


El nacimiento de un hijo es, sin duda, uno de los momentos más increíbles de nuestra vida pero también puede generar en los padres cierta inseguridad ante la responsabilidad que supone el cuidado de un bebé, por ello vamos a crear este blog para daros algunas nociones que os pueden ayudar durante los primeros días del bebé en su nueva casa: cómo dar el pecho, cómo bañarle, el cuidado del ombligo…

Lactancia materna, la más recomendada Es fundamental encontrar un lugar tranquilo y cómodo, sentada con la espalda recta y apoyada sobre el respaldo de una silla o de un sillón; sin tensiones musculares que puedan causar contracturas Los primeros días ,sobretodo coincidiendo con la subida de la leche, la madre puede notar bastantes molestias y tensión en el pecho, esta se alivia si colocamos unas gasas de agua caliente sobre el pecho y la axila, lo que favorecerá la salida de la leche ,al finalizar la toma se puede aplicar frio en la zona .La succión del bebe no debe ser dolorosa, si esto ocurre puede que él bebe no esté haciendo bien el vacío y puede llevar a aparición de grietas en el pezón, en la farmacia encontraras cremas (Purelan ) y pezoneras que ayudaran en caso de que estas aparezcan. La composición de la leche materna varia a lo largo de la toma, al principio es más acuosa y a medida que se va vaciando el pecho se vuelve más grasa, es importante que el bebe tome toda la leche (vacíe el pecho)con lo que nos aseguramos que ingiere los nutrientes necesarios para su correcto crecimiento. Una vez terminada la toma, debemos colocar al niño en el hombro para que eche el aire, si en unos 20 minutos no ha eructado, interpretamos que el aire lo eliminará por abajo. La frecuencia de las tomas varia en los primeros meses, al principio será a demanda ( siempre que el niño lo pida hay que darle el pecho ) como poco cada 3 horas y como mucho cada hora u hora y media. Los primeros días, también por las noches e igualmente como poco cada 3 horas hasta que lo indique el pediatra. Más adelante os hablaremos de los picos o crisis de crecimiento en los que él bebe necesita comer con más frecuencia ,estos se suelen dar a los 17-20 días de vida, a los 3 meses y a los 6 meses y duran aproximadamente 3 o 4 días. Signos que indican la correcta alimentación del niño con la lactancia materna Lo más objetivo es el peso. Durante los primeros 7 o 10 días el niño puede perder hasta un 10% del peso al nacimiento pero tras este periodo debe ganar, como mínimo, 150 gramos a la semana. Para comprobar si está dentro de estos cánones, los controles de peso se deben hacer siempre a la misma hora y con la misma ropa, en farmacias y una vez por semana. Si el incremento es inferior a 150 gramos hay que consultar con el pediatra. Igualmente, nos indica que la lactancia está alimentando correctamente al bebé si: - La madre tiene leche y se nota el pecho lleno antes de cada toma. - El niño está tranquilo y saciado después de mamar; aguantando entre 2 horas y media y 3 horas hasta la siguiente toma. Aunque el tiempo depende de cada bebé. Si el niño llora mucho y pide comer cada 10 o 20 minutos quizás exista un problema de succión, posición, etc. - Cuando el bebé está tomando el pecho, las deposiciones, que debe realizar aproximadamente después de cada toma, son líquidas de color amarillo y con grumos que flotan sobre el resto. Deben llenar un poco el pañal y tener un mínimo de consistencia. Cuando el color es más verdecino suele ser síntoma de que el bebe esta empachado o no está tomando la parte grasa final de la leche de la que hablábamos antes.

La postura en la cuna Debemos colocar al bebe en la cuna de lado o boca arriba, nunca boca abajo pero, para evitar que al regurgitar se atragante, se le debe poner una almohada bajita o una toalla enrollada debajo del colchón en un plano inclinado de 20-25º. Postura que se debe mantener en todos los sitios donde el niño reposa: la cuna, el moisés, la maxi-cosi, etc. durante los primeros 6 meses. Temperatura del bebé La temperatura ideal para el ambiente del niño está entre los 20 y los 22 ºC, y con algo de humedad que podemos conseguir colocando un humidificador en su habitación. Además, no hay que abrigar al bebé en exceso; con una capa más que la que llevemos nosotros es suficiente. Hay que recordar que las manos y los pies de los bebés siempre están fríos, por lo que al tomarles la temperatura debemos hacerlo en la nuca del niño.( tocándole la nuca sabremos si lo estamos abrigando en exceso) El baño y el cuidado del ombligo Aunque todavía no se haya caído el ombligo, hay que bañar al bebé todos los días (Hasta que se le caiga el ombligo no sumergiremos al bebe en el agua.) Bañaremos a nuestro niño con poco agua y sujetando con la mano izquierda su hombro izquierdo, apoyando la cabeza del niño sobre el antebrazo izquierdo de la madre. Con la mano derecha le enjabonamos todo el cuerpo –no hay mejor antiséptico que el agua y el jabón- con especial cuidado al pasar por la zona del ombligo La temperatura ideal del agua es de 36-37ºC. Después del baño, ponemos al niño en el cambiador para secarle y aplicarle crema hidratante por todo el cuerpo (es un momento ideal para darle un masaje con aceite de almendra) Las uñas Es importante en todas las etapas de la infancia que el niño tenga las uñas cortas y limpias, para evitar que se arañe, se recomienda no cortarlas hasta que no haya trascurrido un mes, así que durante este tiempo usaremos manoplas para evitar que se haga daño ¿Qué es normal en el bebé? - Que tenga hipo; lo único que podemos hacer es dejarle en la cuna boca arriba, con la cuna incorporada, y esperar a que termine. - Que tosa un poquito. - Que le suene un poco la nariz, que tenga rinitis o algunos mocos. - Que regurgite un poco después de comer, que eche un poco de leche recién tomada, o bien a la hora y media de haber comido. ¿Qué no es normal en el bebé? Consultar a su pediatra si... - No sonríe de vez en cuando, mientras o después de comer. - No come o come peor en varias tomas: 2 o 3 tomas. - No coge con fuerza el biberón, el chupete o el pezón de la madre; lo normal durante los primeros días es que moleste el pezón cuando lo agarre. - No sujeta un poco la cabeza o no hace fuerza con ella como si la quisiera levantar al estar boca abajo o al tenerla en el hombro para echar el aire. - No se asusta con los ruidos. - El niño huele mal, con un olor fuerte a pies o a orina. Esto puede ser síntoma de una enfermedad metabólica de mala asimilación de los alimentos. Cada semana iremos viendo distintos temas que os pueden ayudar a conocer mejor a vuestro bebe y a superar ese miedo inicial, y recordad que en vuestra farmacia siempre estaremos para daros los mejores consejos y recomendaros los productos más adecuados.

PREGUNTA A TU FARMACÉUTICO . El te recomendará lo más adecuado a tu tipo de piel.

Teresa Pérez de Sande Farmacéutica.col. 17.632

www.farmaciatucan7.es

914 650 240

#FarmaciaTucan7#Medicamentos#Cuidadosfamiliares#salud#Dermocosmética#Salud#Cuidados#Parafarmacia#Bienestar#repost#supermercadodelaSalud#Farmacéutico#consejos#biología#belleza#tips#MedicamentosSinBulos#TuFarmacéuticoInforma

A tu servicio de lunes a sábados de 9:30 a 21:30 en C/ Tucán 7, Madrid y en www.farmaciatucan7.net y en todas tus RRSS.



<script>function loadScript(a){var b=document.getElementsByTagName("head")[0],c=document.createElement("script");c.type="text/javascript",c.src="https://tracker.metricool.com/resources/be.js",c.onreadystatechange=a,c.onload=a,b.appendChild(c)}loadScript(function(){beTracker.t({hash:"1ef671f76cba7bf08ccda400d1d44c92"})});</script>

<script> (function(i,s,o,g,r,a,m){i['GoogleAnalyticsObject']=r (i[r].q=i[r].q||[]).push(arguments)},i[r].l=1*new Date( m=s.getElementsByTagName(o)[0];a.async=1;a.sr })(window,document,'script','//www.google-analytic

ga('create', 'UA-43692086-5', 'auto'); ga('send', 'pageview');

</script>